¿ESTÁS EN UNA LUCHA ESPIRITUAL?

Como decimos en nuestra bella Guatemala, hasta la pregunta es necia, ¡claro que siempre estamos en una lucha espiritual! La diferencia es si estamos venciendo o estamos derrotados. Las escrituras nos lo dicen con claridad:

Efesios 6:12 Porque nuestra lucha no es contra seres humanos, sino contra poderes, contra autoridades, contra potestades que dominan este mundo de tinieblas, contra fuerzas espirituales malignas en las regiones celestiales.

La lucha espiritual no es más la pelea entre mi voluntad y la voluntad de Dios, entre el bien y el mal. Viene a través de la influencia de fuerzas espirituales sobre nuestras vidas, no es algo obvio, necesariamente, pero la manera de operar de Satanás es influenciando, incitando, tentando sutilmente a nuestra naturaleza humana que no es santa, ni perfecta por sí misma.

Hoy que está de moda la palabra “Influencer” podemos entender mejor cómo somos influenciados en general. La imagen es muy clara, el influencer anuncia, llama, invita, utiliza nuestros deseos y emociones, las cosas que tenemos en común, nos da algún tipo de gratificación emocional, que nos hace seguirlos y también compramos por las mismas razones y no digo que esté mal, es parte del marketing y publicidad llamar nuestra atención. No estoy insinuando que si compras algo, estás pecando no, solamente quiero dejar en tu mente como es el proceso de influencia, que algunas veces puede ser bueno y nos puede ayudar y en otras, es malo y destructivo. Depende qué influye en ti.

Espiritualmente sucede lo mismo, somos influenciados, no vamos a ser tentados en algo que no es un deseo en lo profundo de nuestro corazón, o una debilidad en nuestra naturaleza humana, que tenemos muchísimas. Satanás es real, el mal existe, Dios así lo ha permitido, las escrituras dicen que es el príncipe de este mundo y por consiguiente, su influencia reina por doquier, su meta es mantenernos alejados de Dios y su camino, es llevarnos a vivir en nuestra voluntad y no la voluntad de Dios. Esa es la verdadera lucha si queremos resumirlo en una frase: nuestra voluntad humana vs. la voluntad divina. ¿Como lo hace Satanás? esclavizándonos a través del pecado, que no es más, que una tentación que no resistimos y se desarrolló.

Santiago 1:13-15   Que nadie, al ser tentado, diga: «Es Dios quien me tienta». Porque Dios no puede ser tentado por el mal, ni tampoco tienta él a nadie. 14 Todo lo contrario, cada uno es tentado cuando sus propios malos deseos lo arrastran y seducen. 15 De estos malos deseos nace el pecado; y del pecado, cuando llega a su completo desarrollo, nace la muerte.

¿Qué lucha espiritual estás viviendo? falta de perdón, enviada, rivalidad, adicciones, inmoralidad, adulterio, enojo, impureza física y mental, incredulidad, orgullo, pereza…..en fin, la lista es muy larga, el punto es que el pecado nos lleva a la muerte espiritual, que significa una vida separada de Dios y como consecuencia trae condenación. No tenemos por qué vivir así, resignados y vencidos, sin esperanza de poder cambiar. Dios nos trae una ¡Buena Noticia! Él nos ha dado la clave, la salida, porque Él no quiere que nadie se pierda, sino que todos se salven y no seamos esclavos del pecado, sino llevemos una vida plena en este mundo y tengamos esperanza de la vida eterna. ¿Es posible? Si, Dios nos da la garantía de la victoria porque él nos ayuda a vencer.

1 Juan 5:4-5 porque todo el que es hijo de Dios vence al mundo. Y nuestra fe nos ha dado la victoria sobre el mundo. El que cree que Jesús es el Hijo de Dios, vence al mundo.

¿Qué necesitamos hacer?

ACERCARNOS A DIOS Y CREER EN ÉL – RECONOCER QUE HEMOS PECADO – ARREPENTIRNOS – NACER DE NUEVO – VIVIR EN UNIÓN CON CRISTO

Todos necesitamos este proceso de purificación para vivir una vida espiritual, en algún momento de nuestra vida necesitamos detenernos y reconocer nuestra necesidad de Dios y hacer algo al respecto. NO es algo que suceda por arte de magia, NO es algo impuesto, NO es responsabilidad de nadie más, solamente de uno mismo, NO es algo que se logra con fuerza de voluntad, NO ES IMPOSIBLE, nadie es un caso perdido para Dios.

Te animo a que estés pendiente de los siguientes devocionales, que hablaremos de este proceso maravilloso. Si necesitas ayuda y orientación, escríbenos y con gusto nos pondremos en contacto contigo.

Lee nuestros devocional sobre: Una relación extraordinaria, te llevará a iniciar tu camino de FE.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s